Sin seguimiento no hay aprendizaje

18.05.2018

El seguimiento (tracking) es un elemento indispensable para el área de formación empresarial. Las organizaciones están destinando talento y tiempo para fortalecer el proceso de L&DD, unas empresas usan LMS para la gestión de formación al 100%, otras realizan aprendizaje BLEND estructurado y otras firmas realizan por demanda procesos presenciales o virtuales. Cualquiera de las formas es legítima frente al direccionamiento estratégico del negocio de cada empresa. Pero "sí o sí" con el objetivo de obtener RETORNO de las inversiones las empresas deben realizar seguimiento para revisar la apropiación del conocimiento. En la formación a distancia o presencial, el seguimiento forma parte de una lógica pedagógica real, puesto que permitirá llevar a cabo acciones de tutoría posterior y enlazar con los PDI (Planes de desarrollo individual) asunto fundamental en desarrollo y desempeño organizacional. 

Por lo anterior, los procesos de seguimiento deben ir más allá de lo que plantea el recuperar información pedagógica relativa al progreso de los alumnos en sus itinerarios de e-learning: tiempo dedicado a la formación a distancia, número de conexiones, resultados obtenidos en las evaluaciones en línea, etc. Lo mismo en procesos presenciales con la evaluación de salida de un proceso formativo o la evaluación de percepciones sobre el facilitador. No debemos quedarnos solamente en esa instancia de los indicadores de cobertura, debemos ir a los indicadores de impacto y resultado.
Por eso planteamos un proceso de seguimiento y evaluación sólido que logre mejores resultados en la apropiación de conocimiento para la práctica real de los trabajadores y que influya en la cultura de la empresa y se dirija a una organización con aprendizaje dinámico. Entre otras cosas, hacerlo así le va a permitir a la dirección de gestión humana obtener presupuestos de formación más robustos y mayores recursos organizaciones, la razón es sencilla, el área le está apuntando a los resultados del negocio
¿Cómo desarrollamos ese proceso de seguimiento?
Los estudiantes aprenden en línea todos los días: cómo hacer recetas, cómo hacer estantes, cómo construir, aprender idiomas etc.
No encuentre una nueva forma de ayudar a los alumnos a aprender. Comprender cómo aprenden efectivamente en su día a día y utilizar los elementos esenciales de esos enfoques en sus enfoques eLearning o BLEND para verdaderamente involucrar a los trabajadores de su empresa será la clave de un proceso de seguimiento a la apropiación del conocimiento y por consiguiente el camino expedito a la gestión de hábitos.
Autor: David Gómez De la Hoz - Director
Fuentes: Adaptación de conceptos de aprendizaje virtual desarrollados por The Capsule Company y el autor.